Iluminación interior: tips para una vivienda

iluminación interior

El tiempo invertido y compartido en el hogar conlleva que la confortabilidad dentro de nuestra casa sea un aspecto determinante para pasar un día a día llevadero y acogedor. En este sentido, uno de los principales factores a tener en cuenta se relaciona con la iluminación  interior de la vivienda. La creación del ambiente pretendido dependerá, en gran medida, de la obtención y de la procedencia de esa luz y de su respectiva proyección sobre todo el espacio en cuestión, condicionante que desde Marcove trabajamos a fondo en nuestras viviendas en Sant Cugat. ¿Quieres saber algunos consejos para el establecimiento de la correcta iluminación en tu hogar? ¡Adelante!

Diferencia las zonas del domicilio

Las diferentes partes de una vivienda, en lo que a su propósito se refiere, se caracterizan por una serie de particularidades y usos durante la estancia en el domicilio. Por tanto, resulta clave que analices cada zona y la dotes de una determinada iluminación en función de las necesidades y de los objetivos que pretendas conseguir. Veamos algún ejemplo práctico para conseguir esas expectativas marcadas.

La iluminación en el baño debe satisfacer un comportamiento habitual: mirarse en el espejo. Por ello, usa apliques cerca del espejo e incluso opta por luz integrada en el mismo para poder verte al detalle. El espacio reservado para la lectura y el estudio precisa de una luz tenue y sin zonas ensombrecidas que genere un ambiente que incite a la reflexión y a la concentración. Y, como último ejemplo, la luminosidad del salón tiene que caracterizarse por la versatilidad y la adaptación a cada momento debido a la pluralidad de actividades que se realizan en este lugar. ¡Adapta todo ello a tu realidad!

Elige la luz adecuada

La consecución de los ambientes pretendidos posee un ingrediente fundamental: el tipo de iluminación. La luz natural irradiará vitalidad y contribuirá a la generación de un ambiente de bienestar gracias a la maximización de sus prestaciones. Cuando esta luz natural no se pueda aprovechar, la luz blanca se erige como una alterativa ideal para ese aporte enérgico en determinadas áreas, sobre todo en aquellas zonas más oscuras que se usan de manera habitual. Y, por su parte, la luz cálida ayuda a inducir a ambientes mucho más relajados e incluso de reflexión. Este tipo de detalles marcan la diferencia.

Aprovecha la decoración y la ambientación del hogar  

Decorar tu casa adecuadamente es otro de los secretos para potenciar la iluminación interior deseada en el hogar. Utiliza espejos para que el efecto de la luz se multiplique proyectándose la irradiación solar. La decisión sobre el color de las paredes y del mobiliario adquiere relevancia ya que, por ejemplo, la tonalidad clara incrementará el efecto radiante de la luz natural o de una luz artificial que la sustituya. Por otro lado, puedes jugar con los elementos decorativos como los cojines, los cuadros o las lámparas para crear un contexto que estimule la meditación y la atención si así lo requieres. ¡Cada matiz de tu domicilio tendrá una repercusión  que debes cuidar!

Como habrás comprobado, la iluminación del interior de una vivienda depende de  factores muy variados. Contacta con Marcove y descubre todas las viviendas disponibles que cuentan con una gran iluminación y ambiente acogedor. ¡Te esperamos!